No solo existen los atributos y los métodos en el interior de las clases, también podemos declarar constantes, estas son valores fijos establecidos en el script, que de ninguna forma podemos alterar durante la ejecución de este.

Para declarar una constante en el interior de una clase usamos la palabra reservada const antes del nombre de la constante. El nombre de la constante es recomendable ponerlo en mayúsculas, no altera para nada el funcionamiento del script pero es una buena practica para diferenciar rápidamente las constantes. Ejemplo:

class MiClase { const MI_CONSTANTE = 'Una Constante'; }

Para acceder al valor de la constante debemos usar la variable que hace de objeto, o el nombre de la clase seguido de el símbolo “dos puntos” dos veces (::), así:

Puede ser que te estés preguntando que utilidad tiene esto, bien supongamos que tenemos una aplicación web que conecta con una base de datos remota, podríamos usar las constantes para definir en el script los parámetros que ha de usar:

Y desde otras clases solamente tendríamos que requerir la clase y llamar a estos datos.

Pero las constantes no son la única característica de PHP que usan el símbolo “::”, los elementos estáticos de una clase también lo hacen pero esto lo veremos en el siguiente articulo.